lunes, 30 de abril de 2012

Samsung destrona a Nokia



 La corona del número uno en el mundo de la telefonía móvil ha cambiado de dueño: Después de 14 años, Samsung superó a Nokia, según la empresa de estudios de mercado Strategy Analytics. Samsung está más fuerte que nunca. Su línea de smartphones Galaxy, todos basados en Android, el sistema operativo de Google, ha sido hasta ahora la única capaz de hacer frente al iPhone de Apple.
En el primer trimestre de 2012, Samsung vendió según los cálculos de Strategy Analytics 93,5 millones de teléfonos, con lo cual uno de cada cuatro aparatos en el mundo es de la compañía surcoreana. Nokia sumó 82,7 millones de celulares.

La firma finlandesa se estableció como la número uno en 1998, superando entonces a la pionera Motorola con un total de apenas 37,4 millones de teléfonos vendidos al año. Hoy en día Apple vende más de 35 millones de iPhones solamente en un trimestre, ubicándose en el tercer lugar, según IHS iSuppli. Curiosamente, Nokia tiene hoy una porción similar de mercado (22,5) que en 1998, cuando poseía un 22,9 por ciento.

Sin embargo, se ha quedado atrás en el sector de los lucrativos smartphones frente a Samsung y Apple. Según Strategy Analytics, los suroreanos también son los primeros en este sector con 44,5 millones de teléfonos inteligentes vendidos en el primer trimestre, con lo cual lograron superar a Apple. Sin embargo, la firma del iPhone tiene más ingresos gracias al mayor precio de sus aparatos. Nokia vendió en el primer trimestre 11,9 millones de smartphones.

Samsung informó este viernes que gracias a la buena marcha del sector de los teléfonos inteligentes tuvo una cifra trimestral récord de ganancias, de 5,05 billones de wones (unos 3.400 millones de euros/4.590 millones de dólares).

La finlandesa atraviesa por una difícil situación en todo el mundo. En su último reporte financiero reveló pérdidas para el primer trimestre de 2012 por 1.500 millones de euros y una caída en ventas cercana al 29 por ciento, mientras que Samsung mostró un crecimiento al triple de tamaño en su unidad de móviles y beneficios por 5.150 millones de dólares.

La surcoreana se prepara ahora para presentar la semana que viene en Londres el que confía sea su siguiente gran éxito, el móvil Samsung Galaxy SIII. “Esperamos que la demanda del Galaxy SIII sea muy fuerte”, dijo Robert Yi, vicepresidente de Samsung.

En cambio, la situación de Nokia es preocupante para muchos analistas. Las ventas de su línea de smartphones basados en Windows Phone no acaban de arrancar todo lo rápido que la finlandesa necesita para salir del agujero.

En China, por ejemplo, uno de sus grandes mercados hasta ahora, los ingresos de Nokia cayeron un 65% en los tres últimos meses, vendiendo solo nueve millones de móviles frente a los 24 del año pasado.

En todo el mundo, los teléfonos equipados con Android, más baratos e igual de funcionales, amenazan la supervivencia de Nokia.

Pese al éxito, Samsung no lo va a tener nada fácil para mantenerse en la primera posición mundial, sobre todo a partir del tercer trimestre. Este año Apple presentará el esperado iPhone 5, lo que podría hacer perder a la coreana su liderazgo en smartphones. Además, la fuerte competencia de fabricantes chinos como Huawei y ZTE, con teléfonos potentes y baratos, supondrá un reto adicional.

De lo que no hay duda es que los móviles inteligentes, junto con las tabletas, serán dos de los segmentos con mayor crecimiento en electrónica de consumo. Según IDC, este año se venderán 660 millones de smartphones a nivel mundial, un 33% más que el año pasado, casi el doble que ordenadores. Parace que, ahora sí, estamos en la era ‘pos PC’.

Fuente: L@ Red

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada